bookcrossingHace seis años que un buen amigo, amante de los libros para más señas, nos habló sobre una curiosa “movida” en la que la gente dejaba libros en lugares públicos para que otras personas los recogieran. Después de haberlos leído, los libros se volvían a dejar en “libertad”. Nuestro amigo nos estaba hablando de BookCrossing.

BookCrossing se define como una comunidad de amantes de los libros, un grupo de lectura que no conoce los límites geográficos, un intercambio gratuito de libros de proporciones infinitas, que convierte el mundo entero en una biblioteca.

Para más información    http://www.bookcrossing-spain.com/

Mi experiencia Bookcrossing ha sido muy corta. Decidí registrarme en Enero de 2008 y me “atreví” a liberar un libro en Mayo de ese mismo año, en un cajero automático, cerca de casa. El libro era “Un milagro en equilibrio” de Lucía Etxebarría.

La “liberación” tuvo su puntito divertido. Estaba nerviosa, y dejé el libro sobre el cajero mientras sacaba dinero. Cuando terminé la operación salí dejando el libro, como si no tuviera nada que ver conmigo. No había dado ni dos pasos cuando una voz femenina me llamó imperiosa, para advertirme que me había dejado un libro en el cajero. No sé si me puse colorada, pero recuerdo perfectamente que, muy azorada, le contesté que no, que el libro tenía que quedarse allí, le agradecí el interés y me marché a toda prisa. Todavía sonrío al pensarlo.

No sé dónde habrá terminado aquel libro, en la página de BookCrossing no hay señales de que nadie lo haya encontrado o leído, no hay comentarios… ¡y han pasado cinco años!. No he vuelto a librerar otro libro…

En una ocasión vi, en la sala de espera de una entidad bancaria, unos ejemplares que tenían pinta de formar parte de esta cadena, pero iba con prisa y no me paré a verlos.

Recientemente otro amigo me invitó, a través de una red social, a la “Séptima gran siembra mundial de libros” organizada por El Club de los Libros Perdidos. Me acordé de mi pequeña aventura de BookCrossing, acepté su invitación y mañana, 21 de Marzo, pienso dejar bien visible en un lugar público, un libro que ya tengo preparado.

Más información en    http://elclubdeloslibrosperdidos.com/

¿Os animáis?

Anuncios